RIM abandonaría las mini-actualizaciones del PlayBook para lanzar Tablet OS 2.0

 

Las cosas están muy revueltas desde hace unos días en el panorama móvil. La decisión de HP de abandonar la producción de dispositivos webOS y dejar su futuro en manos de terceras compañías dispuestas a adoptar su SO ha dejado de repente espacio para que RIM y Nokia/Microsoft respiren con un poco más de tranquilidad, pero no hay tiempo para dormirse en los laureles, y los propietarios de un PlayBook pueden ir preparándose para un importante cambio de planes en la política de actualizaciones del fabricante canadiense.

Según CrackBerry, RIM piensa cancelar su plan de actualizaciones mensuales en favor de un completo relanzamiento de su sistema operativo Tablet OS (QNX), que saltaría de golpe y porrazo a la versión 2.0. El motivo es que algunas de las mejoras más importantes para su slate se han ido juntando cada vez más cerca en el calendario, y no parece tener mucho sentido seguir poniendo tiritas a un tablet que necesitará más que una actualización rápida para dejar de estar cojo. Así pues, RIM habría optado por acumular todas esas actualizaciones importantes todavía pendientes como el cliente de correo o el App Player de Android y aglutinarlas en un gran parche junto a un puñado de mejoras menores con las que terminar de pulir el sistema operativo. Lo que no sabríamos decirte es cuándo estaría disponible.

CrackBerry cree no sin buen ojo que la conferencia para desarrolladores BlackBerry DevCon (que se celebrará el 18 de octubre) sería un buen lugar para mostrar Tablet OS 2.0, aunque sólo los más insensatos se arriesgarían a apostar por una fecha de lanzamiento. RIM es conocida por todos por sus interminables retrasos, así que tal vez lo único que podamos ver es una preview para que los fieles del PlayBook sigan aferrados a sus tablets mientras los programadores le dan los últimos retoques. Si es que al final no seguimos con la misma política de pequeñas actualizaciones periódicas…

Fuente